Noticias

Germán Lux: “Uno siempre tiene ganas de vestir la camiseta de River”

Por Ubaldo Kunzlux

Germán Lux se refirió a su presente en Deportivo La Coruña, pero tuvo tiempo también para hablar de River, del maltrato que sufrieron Cavenaghi y Domínguez, de su relación con Passarella y el sueño de volver algún día al Club que lo vio nacer.

Lux no suele hacer declaraciones estridentes, ni tampoco es un gran aficionado de los micrófonos. Siempre desde su perfil bajo, evita entrar en polémicas y se limita a hacer lo que más sabe: defender los tres palos.

Sin embargo, en declaraciones con el sitio partidario El Lugar de River, se animó a hablar de todo. En principio, reconoció que sigue los partidos del millonario y hace todo lo posible para verlos: “Acá pasan algunos partidos, si no lo veo por Internet. Aunque todos los partidos no los puedo ver porque se me hace imposible ya que nosotros también jugamos“.

El ex arquero de River está atravesando un buen año con el Deportivo La Coruña, equipo que logró el ascenso casi al mismo tiempo que el millonario: “El ascenso fue muy lindo porque además fuimos campeones y como esa gente que hizo que River volviera a la A, nosotros hicimos lo propio para que el Deportivo esté en Primera División”, señaló “Poroto” a la hora de comparar a los aficionados españoles con los argentinos.

Por otro lado, al referirse a la salida de sus amigos y ex compañeros, Alejandro Domínguez y Fernando Cavenaghi, Germán Lux apuntó contra el mal trato que recibieron: “Desde afuera puedo decir que no se han manejado bien y no han sido agradecidos, no solo con ellos, si no también con otros jugadores”.

Además, apuntó que siempre sueña con refresar a River, pero que no depende exclusivamente de él: “En un momento estaba dispuesto a volver, pero las cosas no se dieron, no pudo ser y me tuve que quedar en Europa”. Y agregó: “Siempre uno va a tener ganas de vestir la camiseta de River, salí de ahí, estuve 10 años, me formé como jugador y como persona, por lo que volver a River sería genial”.

Por último, se refirió a su situación con Daniel Passarella, actual presidente y el entrenador que lo borró del equipo en su última etapa como entrenador: “No tengo relación. Mi relación con él fue de técnico a jugador, nada más”. Y finalmente, recordando aquellas declaraciones en las que denunciaba que lo había hechado un bostero, “Poroto” añadió: “Lo único que dije fue lo mismo que manifestó Aguilar en un momento, solo repetí las palabras”.

 

Dejá tu comentario