Noticias

El número uno

FOTO: Photogamma.
FOTO: Photogamma.

Noche redonda. Esta vez Marcelo Barovero pudo acompañar su más que destacada actuación con el resultado: River eliminó a San Lorenzo y avanzó a octavos. 

En el fútbol como en la vida, siempre hay revancha. Luego del fin de semana donde la terna arbitral impidiera que Marcelo Barovero enmarcara su gran actuación ante San Lorenzo, el arquero fue figura en el Monumental y River avanzó a octavos de final eliminando al mismo equipo.

“Hay que estar siempre peleando los primeros puestos. No tuvimos el mejor mes de arranque y ésta era una fase importante para superar”, contó “Trapito” Y agregó: “Tratamos de solucionar nuestras cosas. Nos fuimos muy amargados el domingo y debíamos corregir muchas cosas. No buscamos complicidad ni excusas, sabíamos que teníamos que mejorar. La Copa es complicada, difícil, las cosas se definen por detalles y aprovechamos nuestra ventaja. Pensamos solamente en River”

El ex Vélez intervino siempre con seguridad y de manera inteligente. Le tapó dos remates a Piatti, uno potente sacándola con los puños y otro pateado directamente al medio que pudo él rechazar. Voló y con su mano izquierda mandó al córner un disparo a pura velocidad de Verón, y ante Cauteruccio utilizó sus piernas para evitar que el delantero del “Ciclón” definiera y luego la defensa completó el despeje. Todo eso tan sólo en el primer tiempo.

Si bien sufrió un golpe en el segundo tiempo, Barovero continuó con su trabajo. Navarro estrelló el travesaño tras ejecutar un tiro libre, y el arquero “Millonario” estuvo atento. Más tarde, puso su cuerpo para tapar la pelota que se llevaba Kannemann rumbo al arco.

Barovero tuvo una noche redonda, y además de llevarse la alegría de pasar de ronda, se llevó el reconocimiento de los hinchas.

Por Juliana Palleros –

Dejá tu comentario