Noticias

Arco embrujado

FOTO: canchallena.com
FOTO: canchallena.com

Después de veinte fechas sin tener un penal a favor, Teo dilapidó el disparo desde los doce pasos. Es el tercero consecutivo contra Belgrano de Córdoba. Y en el mismo arco donde erró Rogelio Funes Mori en el último cruce entre “Millonarios” y “Piratas”. Los números asustan: de los últimos seis, metió sólo uno.

¡Con lo que cuesta que a River le cobren uno a favor! Iban tres minutos del segundo tiempo y entre Lollo y Farré bajaron a Rodrigo Mora adentro del área. Diego Ceballos pitó penal y la sonrisa se adueñó de Núñez. Es que pasaron veinte fechas desde la última vez que al equipo de Ramón le habían sancionado un penal a favor (la última vez había sido en el Torneo Final 2013, ante Godoy Cruz en Mendoza).

Sin embargo, el remate de Teo Gutiérrez desde los doce pasos se fue por encima del travesaño y la maldición dijo presente, una vez más, porque la ejecución del colombiano recordó al penal malogrado por Rogelio Gabriel Funes Mori en la primera fecha del Torneo Inicial 2012, en el mismo arco y contra el mismo rival. O al que erró Mariano Pavone en la fatídica Promoción en junio de 2011.

Los números son más que preocupantes. De los últimos siete penales que le sancionaron a River, sólo convirtió dos (Trezeguet a Atlético de Tucumán y Lanzini contra Godoy Cruz). Además, el último grito desde los doce pasos en el Monumental data de la Primera B Nacional (Trezeguet ante Ferro Carril Oeste). Un promedio que asusta, incomoda y exige replanteos.

Por Ubaldo Kunz 

Dejá tu comentario